El paso de Bamba Fall por el Lucentum Baloncesto en números

Foto cortesía de Lidia Ramón i Sala

Después de seis temporadas purgando sus pecados administrativos (fraude, avaricia, prodigalidad) en los distintos niveles del dantesco infierno baloncestístico español, el Lucentum Baloncesto comenzaba a escribir el que podría ser uno de los últimos capítulos de su particular «divina comedia» volviendo a la LEB Oro.

Para asentar su presencia en el primer círculo de este particular infierno, el limbo del BA-LON-CES-TO español, el Lucentum Baloncesto depositó sus esperanzas en el mismo bloque que le sacó de lo más profundo al que añadió la presencia de un guerrero de ébano: Bamba Fall.

El paso de Bamba Fall por el Lucentum Baloncesto fue breve, tan solo 24 partidos en una temporada truncada por el impacto del maldito COVID-19. Aún así, a nuestro guerrero de ébano le dio tiempo ha registrar unos números históricos. A continuación os presento un homenaje numérico de paso de Bamba Fall por el equipo:

2,33 tapones por partido. Es el mejor promedio en una temporada de la historia del Lucentum Baloncesto.

6 tapones en un partido. Es la 2ª mejor marca histórica igualando la de Steven Horton de la temporada 1999-2000.

6,67 rebotes defensivos por partido. Es la 2ª mejor marca histórica en una temporada y la mejor en 25 años desde Martin Keane en la temporada 1994-1995.

7,99% de tapones en una temporada (es una estimación del porcentaje de lanzamientos de 2 puntos lanzados por el rival y taponados por el jugador estando en la cancha). Mejor marca histórica en una temporada.

8,58 rebotes totales por partido. Es la 5ª mejor marca histórica en una temporada y la mejor en 6 años desde José López Valera en la temporada 2013-2014.

10 rebotes ofensivos en un partido. Es la 2ª mejor marca histórica y la mejor en 20 años desde Steven Horton de la temporada 1999-2000.

10 dobles-dobles. Es la 5ª mejor marca en una temporada y la mejor en 16 años desde Lou Roe en la temporada 2003-2004. También es la 5ª mejor marca histórica.

16 rebotes defensivos en un partido. Mejor marca histórica de un jugador del Lucentum Baloncesto.

16 rebotes totales en un partido. Es la 7ª mejor marca histórica de un jugador del Lucentum Baloncesto.

17,5% de rebotes totales (es una estimación del porcentaje de rebotes totales disponibles atrapados por el jugador estando en la cancha). Es la 5ª mejor marca histórica en una temporada.

20,54 de valoración por partido. Es la 6ª mejor marca histórica en una temporada y la mejor en 16 años desde Lou Roe en la temporada 2003-2004.

25,5% de rebotes defensivos (es una estimación del porcentaje de rebotes defensivos disponibles atrapados por el jugador estando en la cancha). Es la 3ª mejor marca histórica en una temporada y la mejor en 21 años desde Joe Bunn en la temporada 1998-1999.

40+44 de valoración en dos partidos consecutivos. Único jugador en la historia del Lucentum Baloncesto en alcanzar los 40 de valoración en dos partidos seguidos.

44 de valoración en un partido. Es la 9ª mejor marca histórica y la mejor en 7 años desde Taylor Coppenrath en la temporada 2012-2013.

56 tapones. Es la 4ª mejor marca en una temporada y la mejor en 16 años desde Lou Roe en la temporada 2003-2004. También es la 7ª mejor marca histórica.

60,47% de acierto en tiros de campo. Es la 5ª mejor marca histórica en una temporada y la mejor en 12 años desde Henk Norel en la temporada 2007-2008.

Los jugadores más veteranos en jugar con el Lucentum Baloncesto

Foto cortesía de Lidia Ramón i Sala

Hasta la temporada 2019-2020 un total de 237 jugadores han disputado algún partido oficial con el Lucentum Baloncesto en sus más de 26 años de historia. El equipo se ha codeado con la élite del BA-LON-CES-TO español, representado a la ciudad de Alicante por Europa y purgado sus pecados en los rincones más profundos del infierno baloncestístico.

En esta entrada haremos un repaso a los cinco jugadores más veteranos en ser alineados en partido oficial por el Lucentum Baloncesto. Algunos, la mayoría, son leyendas del equipo, otros profesionales que dejaron huella a pesar de la brevedad de su estancia.

Comencemos la cuenta atrás:

5. Mike Smith: 38 años y 103 días.

Jugador histórico del BA-LON-CES-TO español, llegó con 38 años a un Lucentum Baloncesto recién descendido de su primera experiencia en Liga ACB. La gasolina se le acabó justo antes de comerse el turrón y pasó las navidades en casa. Tras 12 partidos lo más destacable que hizo fue anotar y rebotear el mismo número (42). El equipo no le echó de menos y completó una temporada de ensueño. Ocupa un lugar importante en la historia del equipo porque es el segundo jugador más veterano en debutar con el equipo.

4. Velimir Perasovic: 38 años y 110 días.

Alicante tuvo el privilegio de disfrutar por una temporada, la 2002-03, de una de las mayores leyendas del BA-LON-CES-TO europeo de los años 90: tricampeón de la antigua Copa de Europa con la Jugoplastika, formó parte del Taugrés campeón 1.0 y llevó al modesto Fuenlabrada de la LEB Oro a asentarlo en la Liga ACB.

Junto con Lou Roe llevó al Lucentum Baloncesto a disputar los Playoffs por el título de la Liga ACB después de haber ascendido (el 2º ascenso a ACB) desde la LEB Oro. Es el tercer jugador más veterano en debutar con el equipo y vino con el depósito de gasolina a tope (a diferencia de Mike Smith) ya que jugó en los 37 partidos que disputó el equipo promediando 33.35 minutos.

En su única temporada con el equipo Velimir Perasovic promedió 17.65 puntos, 2.30 rebotes y 2.65 asistencias: único jugador en la historia del Lucentum Baloncesto con promedios de +17 puntos, +2 rebotes y +2 asistencias en una temporada disputando al menos 20 partidos.

3. Pedro Rivero: 38 años y 319 días.

Su destino era devolver al Lucentum Baloncesto al lugar que donde pertenece: la élite del BA-LON-CES-TO español. Cumplió con creces en su primera experiencia con el equipo (temporada 2012-13), aunque el ascenso no se pudo materializar y el se bajó a las profundidades del infierno. Para el recuerdo queda este triple que mantenía viva la esperanza lucentina:

Video de Lucentum Blogging

En su segunda etapa con el Lucentum Baloncesto, temporada 2017-18 (última como jugador profesional), fue el MVP de un equipo que se quedó a 20 minutos de ascender a la LEB Oro después de haber disputado 43 partidos. En esta temporada Pedro Rivero solamente se perdió 2 partidos y contabilizó promedios de 12.76 puntos, 2.44 rebotes y 4.32 asistencias en 29.05 minutos con casi 39 años de edad.

El depósito de gasolina lo seguía teniendo lleno para una temporada más como jugador pero decidió tomar las riendas del Lucentum Baloncesto ocupando otra posición en la cancha y se convirtió en el único jugador de la historia del club que también ha sido entrenador del mismo.

Lo que no pudo conseguir como jugador lo logró como entrenador: en la siguiente temporada, 2018-19, dirigió desde los banquillos a un equipo que logró el ascenso a la LEB Oro de una manera espectacular.

2. Guillermo Rejón: 40 años y 220 días.

La mayor leyenda del Lucentum Baloncesto, debutó con el equipo con 22 años y 344 días y casi 18 años después disputó su último partido, un partido de amargo recuerdo, inmerecida despedida para el líder histórico en temporadas, partidos y rebotes.

Guillermo Rejón fue protagonista de 3 ascensos a Liga ACB en sus cuatro etapas como jugador en el Lucentum Baloncesto: los dos primeros se materializaron, 1990-00 y 2008-09, y el tercero provocó la caída a los infiernos del club, 2012-13.

En su última temporada, la 2016-17 en LEB Plata, con el equipo registró unos números espectaculares promediando 10.38 puntos, 6.74 rebotes y 3.76 asistencias y 27.18 minutos en los 34 partidos que disputó (solamente se perdió 2 partidos), rozando en tres ocasiones el triple-doble.

1. Darryl Middleton: 46 años y 321 días.

Además de ser el jugador más veterano en jugar un partido con el Lucentum Baloncesto, también es el jugador más veterano en debutar con el equipo. Ejemplo de profesionalidad y durabilidad, solamente se perdió dos partidos de los 38 que disputó el equipo en la temporada 2012-13, en la que promedió 4,44 puntos y 2,11 rebotes en 13,67 minutos.

El último partido que disputó forma parte de la leyenda del equipo: 5º partido de la final por el ascenso a Liga ACB a domicilio contra el B.C. River Andorra: victoria, objetivo conseguido y descenso a los infiernos baloncestísticos.

Bonus: Pedro Llompart (en activo): 38 años y 58 días.

En Alicante encontró la estabilidad para convertirse en un base de nivel medio/alto en la élite del BA-LON-CES-TO español. En cuatro temporadas (2008 – 2012) en su primera etapa con el Lucentum Baloncesto creció a la par con el equipo subiendo desde la LEB Oro hasta clasificarse para la fase final de la Copa del Rey y los Playoffs ACB.

La Sociedad Anónima Deportiva no daba más de si y vendió su plaza al mejor postor camino de la LEB Oro. Pedro Llompart no tardó para encontrar un equipo de su nivel, Baloncesto Zaragoza, consolidado en esa clase media/alta de la élite.

Su vuelta al equipo 7 años después a un equipo en crecimiento que buscaba estabilizarse en la LEB Oro fue como maná caído del cielo. Se convirtió en una extensión del entrenador en la pista y estableció el 2º mejor promedio de asistencias en una temporada de la historia del club. También estableció el mejor porcentaje de acierto en tiros libres en una temporada del Lucentum Baloncesto.

Solamente un jugador de la talla de Pepe Sánchez (6.56 puntos, 3.64 rebotes y 5.96 asistencias) ha sido capaz de promediar unos números parecidos los de Pedro Llompart en la temporada 2019-20 de 7.39 puntos, 2.48 rebotes y 5.91 asistencias.

Lamentablemente el maldito virus rompió la trayectoria de un equipo que podría haber hecho historia.

Ahora mismo Pedro Llompart ocupa la 6ª posición en la clasificación jugadores más veteranos en jugar con el Lucentum Baloncesto, pero la próxima vez que vuelva a jugar un partido oficial con el equipo, supongamos el 16 de octubre de 2020, fecha estimada para el comienzo de la LEB Oro 2020-21, lo haría a la edad de 38 años y 281 días, convirtiéndose en el 4º jugador más veterano. Si disputara algún partido a partir del 23 de noviembre de 2020 superaría a Pedro Rivero que actualmente ocupa la 3ª posición en este ránking.

Justin Pitts es el único miembro de su exclusivo club

Foto cortesía de Lidia Ramón i Sala

Justin Pitts se ha convertido en uno de los mejores jugadores de la historia del Lucentum Baloncesto en tan solo dos temporadas con el equipo. Su incorporación al equipo fue una apuesta muy arriesgada pero muy rentable.

Os pido que escuchéis con atención cómo Pedro Rivero, el único entrenador que ha conocido en su carrera profesional con el equipo, hablaba de él tras el último partido que se disputó antes del parón por el COVID-19 a primeros de marzo del año 2020:

Video de Lucentum Blogging

Los números que acumula Justin Pitts vistiendo la camiseta del Lucentum Baloncesto son increíbles pero varios son los jugadores leyenda que han pasado por el equipo. ¿Tendrán los números de Justin Pitts parangón entre los mejores jugadores de la historia del Lucentum Baloncesto?

Justin Pitts ha disputado 54 partidos en dos temporadas con el Lucentum Baloncesto: otros 52 jugadores han disputado 50 o más partidos en toda la historia del equipo.

Justin Pitts ha promediado 13.52 puntos en los 54 partidos que ha disputado con el Lucentum Baloncesto. De los otros 52 jugadores que han disputado 50 o más partidos en toda la historia del equipo solamente 6 han promediado más de 13 puntos por partido como él:

  1. Lou ROE – 18,77
  2. Regi FOX – 17,61
  3. Larry LEWIS – 14,86
  4. Álvaro LOBO – 13,93
  5. Francisco Javier MOLTÓ – 13,65
  6. Quincy LEWIS – 13,61

Justin Pitts ha promediado 1.76 recuperaciones en los 54 partidos que ha disputado con el Lucentum Baloncesto. De los otros 6 jugadores que han disputado 50 o más partidos y promediado más de 13 puntos en toda la historia del equipo solamente otros 3 han promediado más de 1.5 recuperaciones por partido como él:

  1. Larry LEWIS – 1,77
  2. Regi FOX – 1,76
  3. Lou ROE – 1,51

Justin Pitts ha promediado 3.28 asistencias en los 54 partidos que ha disputado con el Lucentum Baloncesto. Ni Larry Lewis ni Regi Fox ni Lou Roe han promediado más de 3 asistencias en sus carreras profesionales con el Lucentum Baloncesto.

Nadie más que Justin Pitts ha promediado más de 13 puntos, más de 3 asistencias y más de 1.75 recuperaciones con al menos 50 partidos disputados en la historia del Lucentum Baloncesto.

Justin Pitts es el único miembro de su club.

Las mejores rachas de victorias de la historia del Lucentum Baloncesto

Foto cortesía de Lidia Ramón i Sala

En una temporada

16 victorias (2 veces)

  • Temporada 2013-14, entrenador Kuko CRUZA. ¡Qué manera de cerrar el año en el infierno, en las catacumbas del BA-LON-CES-TO español! Esta racha fue consecuencia de un duelo cara a cara contra el L’ALFAS – P. N. SERRA GELADA, el gran rival del Lucentum Baloncesto por conseguir el ascenso a Liga EBA.
  • Temporada 2018-19, entrenador Pedro RIVERO. Otro proyecto del Lucentum Baloncesto en una temporada crucial para su supervivencia: ascenso o no sé yo qué. Otro cara a cara espectacular contra un enemigo íntimo, esta vez el AFANION C.B. ALMANSA. A pesar de la racha el MARIN ENCE PEIXEGALEGO casi manda al equipo a unos playoffs por el ascenso que solo ha traído malos recuerdos.

10 victorias (1 vez)

9 victorias (2 veces)

8 victorias (3 veces)

A caballo entre dos temporadas

24 victorias (1 vez)

16 victorias (1 vez)

14 victorias (1 vez)

12 victorias (1 vez)

9 victorias (1 vez)

8 victorias (2 veces)

Los Cuasi Triples Dobles de la historia del Lucentum Baloncesto

El Triple-Doble, habitual en la mejor liga del mundo, es una quimera en el universo FIBA. Tan solo un puñado de triple-dobles se han conseguido en la historia de la Liga ACB y ninguno en las 26 temporadas de vida del Lucentum Baloncesto.

El último que anduvo cerca de conseguirlo fue una de las leyendas del club, Guillermo REJON, el 16 de abril del 2017 en la pista del Hispagan UPB Gandía gracias a los 11 puntos, 10 rebotes y 7 asistencias que registró en un desempeño antológico.

Nota: A día de hoy no hay datos estadísticos disponibles los partidos de las temporadas 1994-95 (EBA), 1995-96 (EBA) y 2013-14 (1ª DIVISION).

En los más de 900 partidos de competición oficial que ha disputado el Lucentum Baloncesto en 10 ocasiones algún jugador estuvo tan cerca de conseguir un Triple-Doble como Guillermo Rejón. Los Cuasi Triples Dobles de la historia del Lucentum Baloncesto son los siguientes en orden cronológico:

  1. Michael Wilson consiguió 17 puntos, 8 rebotes y 7 recuperaciones el 1 de noviembre de 1997 contra el Viajes Aliguer Pineda en partido de la Liga LEB 1997-98.
  2. Pablo Prigioni consiguió 13 puntos, 9 asistencias y 7 recuperaciones el 8 de marzo de 2002 contra el Tenerife Baloncesto en partido de la Liga LEB 2001-02.
  3. Pepe Sánchez consiguió 15 puntos, 8 rebotes y 10 asistencias el 11 de enero de 2004 contra el Forum Valladolid en partido de la Liga ACB 2003-04.
  4. Pepe Sánchez consiguió 8 puntos, 9 rebotes y 8 asistencias el 22 de febrero de 2004 (el día que un humilde servidor de ustedes cumplió 30 años) contra el F.C. Barcelona en partido de la Liga ACB 2003-04.
  5. Larry Lewis consiguió 11 puntos, 11 rebotes y 9 asistencias el 12 de marzo de 2006 contra el Pamesa Valencia en partido de la Liga ACB 2005-06.
  6. Lucio Angulo consiguió 9 puntos, 7 rebotes y 7 asistencias el 25 de marzo de 2008 contra el Leche Rio Breogán en partido de la Liga LEB Oro 2007-08.
  7. Xavi Hernández consiguió 9 puntos, 7 rebotes y 7 asistencias el 14 de diciembre de 2014 contra el SAMMIC ISB en partido de la Liga LEB Plata 2014-15.
  8. Guillermo Rejón consiguió 11 puntos, 9 rebotes y 8 asistencias el 9 de octubre de 2016 contra el Albacete Basket en partido de la Liga LEB Plata 2016-17.
  9. Guillermo Rejón consiguió 8 puntos, 8 rebotes y 9 asistencias el 27 de noviembre de 2016 contra el C.B. L’Hospitalet en partido de la Liga LEB Plata 2016-17.
  10. Guillermo Rejón consiguió 11 puntos, 10 rebotes y 7 asistenciasel 16 de abril de 2017 contra el Hispagan UPB Gandía en partido de la Liga LEB Plata 2016-17.

Los jugadores más jóvenes en debutar con el Lucentum Baloncesto

El pasado 11 de noviembre, en el partido de LEB Oro contra el Liberbank Oviedo Baloncesto, debutaba con el Lucentum Baloncesto el jugador cedido por el Divina Seguros Joventut Josep Busquets (Escolta, 1.97m, 1999), convirtiéndose en el jugador número 237 en vestir la camiseta del equipo en un partido de competición oficial tras 26 temporadas de actividad baloncestística al máximo nivel.

Josep Busquets debutó a la edad de 20 años y 258 días, pasando a ser el tercer jugador más joven de la plantilla tras Guillem Arcos y Alex Galán. Precisamente el primero lidera la clasificación de jugadores más jóvenes en debutar con el Lucentum Baloncesto en estos más de 25 años de historia. La lista es la siguiente:

  1. Guillem Arcos: 16 años y 40 días
  2. Miki Ortín: 16 años y 285 días
  3. Radovan Kouril: 16 años y 324 días
  4. Christian Seguí: 17 años y 35 días
  5. Aldo Serneguet: 17 años y 135 días
  6. Fran Cano: 17 años y 276 días
  7. Fabio Astilleros: 17 años y 324 días
  8. Germán Miñarro: 17 años y 330 días
  9. José Manuel Calderón: 17 años y 347 días
  10. Sebas Vargas: 18 años y 172 días

Guillem Arcos debutó el 2 de octubre de 2016 en partido de la LEB Plata contra el KIA Sakimovil Basket Navarra. En ese partido disputó 4 minutos en los que anotó 1 punto (0/1 en tiros de 2, 0/1 en tiros de 3 y 1/2 en tiros libres).

Miki Ortín debutó el 14 de diciembre de 2014 en partido de la LEB Plata contra el Sammic ISB. En ese partido disputó disputó 3 minutos y se quedó sin anotar ningún punto.

Radovan Kouril debutó el 26 de febrero de 2012 en partido de la Liga ACB contra el Blusens Monbus Obradoiro. Se convirtió en uno de los jugadores más jóvenes de la historia en debutar en la Liga ACB e incluso tuvo su momento (par de días) de fama. En ese partido disputó 1 minuto y se quedó sin hacer nada destacable estadísticamente hablando.

Christian Seguí debutó el 20 de diciembre de 2017 en partido de la LEB Plata contra el C.B. Martorell. En ese partido disputó 1 minuto y se quedó sin hacer nada destacable estadísticamente hablando.

Aldo Serneguet debutó el 9 de mayo de 2014 en partido de la 1ª División Nacional contra el Hoteles R.H. – C.B. La Vila. En ese partido anotó 6 puntos.

Fran Cano debutó el 10 de febrero del 2002 en partido de la Liga LEB contra el Llobregat Centre Cornellá. En ese partido disputó 2 minutos y se quedó sin hacer nada destacable estadísticamente hablando.

Fabio Astilleros y Germán Miñarro debutaron al unísono el 18 de marzo de 2012 en partido de la Liga ACB contra el Lagun Aro GBC. En ese partido ambos disputaron 1 minuto y se quedaron sin hacer nada destacable estadísticamente hablando.

José Manuel Calderón, la leyenda del BA-LON-CES-TO español y que acaba de retirarse recientemente, debutó el 10 de septiembre de 1999 en partido de la Liga LEB contra el Club Ourense Baloncesto. En ese partido disputó 19 minutos en los que anotó 9 puntos (3/6 en tiros de 2, 0/1 en tiros de 3, 3/4 en tiros libres), atrapó 2 rebotes, repartió 2 asistencias y 2 recuperó 2 balones, acabando con 7 créditos de valoración.

Por último, Sebas Vargas debutó el 16 de marzo de 2003 en partido de Liga ACB contra el C.B. Granada. En ese partido disputó 2 minutos en los que anotó 2 puntos (1/2 en tiros de 2) y atrapó 1 rebote, acabando con 2 créditos de valoración. Se da la casualidad que en este mismo partido debutó Alberto Moncholí a la edad de 18 años y 330 días.

Las cuentas (de la lechera) del Lucentum Baloncesto de cara a la LEB Oro 2019-20

El Lucentum Baloncesto vuelve a la LEB Oro siete temporadas después de conseguir la plaza de ascenso a la Liga Endesa, ganando el 5º partido del playoff final en la pista del B.C. River Andorra por 71 a 95, y que nunca pudo materializar, purgar sus pecados económicos en el infierno de la Primera División Nacional, renacer de sus cenizas cual ave fénix y avanzar pasito a pasito por la LEB Plata hasta completar una de las mejores temporadas en sus 25 años de historia, dirigidos por uno de los protagonistas de aquel playoff de ascenso contra el equipo andorrano.

En este artículo, que espero que esté escrito de manera clara, quiero analizar cuántas victorias han hecho falta tradicionalmente para conseguir los distintos objetivos en la LEB Oro. El objetivo primordial del equipo dirigido por Pedro Rivero, como cualquier recién ascendido, debe ser mantener la categoría que tanta sangre, sudor, lágrimas, taquicardias y desvelos ha costado conseguir.

Pero, ¿por qué no soñar con objetivos más ambiciosos como jugar los playoffs de ascenso, por ejemplo? En sus 25 años de historia el Lucentum Baloncesto ha protagonizado temporadas en las que ha conseguido objetivos que ni los más optimistas creían que se podrían alcanzar.

El objeto de este análisis se ciñe a las 12 temporadas de LEB Oro en las que han participado 18 equipos, como es la configuración actual.

Objetivos de la temporada, ordenados por importancia, de mayor a menor

1) Mantener la categoría: ocupar el 15º puesto al final de la fase regular.

El dato: con 15 victorias cualquier equipo se habría asegurado la permanencia en el 100% de los casos.

Los equipos que han ocupado el 15º puesto al final de la fase regular en las 12 temporadas objeto del análisis han obtenido 12,7 victorias de media. Los datos de victorias son:

  • 14 (2 veces). Estos equipos se habrían asegurado la permanencia en 11 de las 12 temporadas sin tener en cuenta el “basket-average”.
  • 13 (5 veces). Estos equipos se habrían asegurado la permanencia en 9 de las 12 temporadas sin tener en cuenta el “basket-average”.
  • 12 (4 veces). Estos equipos se habrían asegurado la permanencia en 4 de las 12 temporadas sin tener en cuenta el “basket-average”.
  • 11 (1 vez). Este equipo se habría asegurado la permanencia solamente en 1 de las 12 temporadas sin tener en cuenta el “basket-average”.
2) Disputar los playoffs de ascenso a la Liga Endesa: ocupar el 9º puesto al final de la fase regular.

El dato: con 19 victorias cualquier equipo se habría clasificado para los playoffs de ascenso a la Liga Endesa en el 100% de los casos.

Los equipos que han ocupado el 9º puesto al final de la fase regular en las 12 temporadas objeto del análisis han obtenido 17,3 victorias de media. Los datos de victorias son:

  • 19 (1 vez). Este equipo se habría clasificado para los playoffs de ascenso en el 100% de los casos sin tener en cuenta el “basket-average”.
  • 18 (4 veces). Estos equipos se habrían clasificado para los playoffs de ascenso en 8 de las 12 temporadas sin tener en cuenta el “basket-average”.
  • 17 (5 veces). Estos equipos se habrían clasificado para los playoffs de ascenso en 5 de las 12 temporadas sin tener en cuenta el “basket-average”.
  • 16 (1 vez). Este equipo se habría clasificado para los playoffs de ascenso en 3 de las 12 temporadas sin tener en cuenta el “basket-average”.
  • 15 (1 vez). Este equipo podría no haberse clasificado para los playoffs de ascenso en ninguna de las 12 temporadas sin tener en cuenta el “basket-average”.
3) Disputar la final de la Copa Princesa de Asturias: quedar 1º ó 2º clasificado al final de la primera vuelta de la fase regular.

Los datos: con 14 victorias cualquier equipo se habría asegurado la clasificación para la final de la Copa Princesa de Asturias en el 100% de los casos; con 15 victorias cualquier equipo clasificado para la final de la Copa Princesa de Asturias se habría asegurado que el partido se dispute en su cancha.

Los equipos que han ocupado el 1º ó 2º puesto al final de la primera vuelta de la fase regular en las 12 temporadas objeto del análisis han obtenido 13,1 victorias de media. Los datos de victorias son:

  • 15 (3 veces) y 14 (6 veces). Estos equipos se habrían clasificado para la final de la Copa Princesa de Asturias en el 100% de los casos sin tener en cuenta el “basket-average”.
  • 13 (6 veces). Estos equipos se habrían clasificado para la final de la Copa Princesa de Asturias en 8 de las 12 temporadas sin tener en cuenta el “basket-average”.
  • 12 (8 veces). Estos equipos se habrían clasificado para la final de la Copa Princesa de Asturias en 3 de las 12 temporadas sin tener en cuenta el “basket-average”.
  • 11 (1 vez). Esto equipo se habría clasificado para la final de la Copa Princesa de Asturias en 1 de las 12 temporadas sin tener en cuenta el “basket-average”.
  • Con 10 victorias un equipo se podría habría clasificado en 1 de las 12 temporadas pero empatado con el 3º clasificado sin tener en cuenta el “basket-average”.
4) Ascenso directo a la Liga Endesa: ocupar el 1º puesto al final de la fase regular.

El dato: con 30 victorias cualquier equipo se habría asegurado el ascenso directo a la Liga Endesa en el 100% de los casos.

Los equipos que han ocupado el 1º puesto al final de la fase regular en las 12 temporadas objeto del análisis han obtenido 26,4 victorias de media. Los datos de victorias son:

  • 30 (2 veces). Estos equipos se habrían asegurado el ascenso directo a la Liga Endesa en el 100% de los casos sin tener en cuenta el “basket-average”.
  • 28 (2 veces) y 27 (2 veces). Estos equipos se habrían asegurado el ascenso directo a la Liga Endesa en 11 de las 12 temporadas sin tener en cuenta el “basket-average”.
  • 26 (2 veces). Estos equipos se habrían asegurado el ascenso directo a la Liga Endesa en 10 de las 12 temporadas sin tener en cuenta el “basket-average”.
  • 25 (2 veces). Estos equipos se habrían asegurado el ascenso directo a la Liga Endesa en 6 de las 12 temporadas sin tener en cuenta el “basket-average”.
  • 23 (1 vez). Este equipo se habría asegurado el ascenso directo a la Liga Endesa en 3 de las 12 temporadas sin tener en cuenta el “basket-average”.
  • 22 (1 vez). Este equipo se habría asegurado el ascenso directo a la Liga Endesa en 1 de las 12 temporadas sin tener en cuenta el “basket-average”.